A mi Gente Digital


MAFIA GREMIAL (*)

Allá lejos y hace tiempo, los gremios se gestaron en defensa y protección de los derechos de los trabajadores, en promoción de los derechos y deberes de todos y de cada uno; en función de informar y comunicar el conocimiento distintos servicios y actividades, que desde el organismo se brindaban.



Así se fueron cubriendo muchas carencias que los trabajadores sufrían por obra, acción o inoperancia del Estado o de los empleadores, que en función de sus intereses personales, empresariales, etc, tomaban medidas arbitrarias, en las cuales los Derechos de los empleados se veían vulnerados.

El tiempo ha pasado y aquellos intereses que impulsaban a la creación de entidades gremiales, también. Los intereses de origen, esos en los que la defensa de los trabajadores, la promoción, protección y cumplimiento de la Constitución, la unión por el bien común, los derechos humanos y las obligaciones, eran la columna vertebral, han ido quedado relegados a lo que un puñado de sinvergüenzas e irrespetuosos de la instituciones, hacen a diario con estos espacios.

Los gremios actuales en su mayoría, no representan a los trabajadores, más bien son aguantaderos de distintas labores, oficios y profesiones.
Un gremio que marcha con bombo y matraca, corta calles y quema gomas, no representa nada de lo socialmente esperado.
Un gremio que insulta, que promueve la cultura del menor esfuerzo, del "derecho ganado", de "las conquistas logradas", de buscar siempre culpables afuera de sus seccionales, que critica, sin que se le ocurra una idea, por más mínima y básica que sea...

A esta altura estoy convencido de que los gremios no se organizan en función ni a favor de nada ni de nadie.
Lejos de marchar a favor de lo esencial, siempre han de ser oposición a lo socialmente esperado y demandado por años.

G: GRUPOS
R: RESENTIDOS
E: EGOÍSTAS
M: MEDIOCRES
I: IRRESPONSABLES
O: OPOSITORES
S: SOBERBIOS

¿Hasta cuándo los gremios van a seguir faltando a la verdad y creando falsos conceptos en relación a la realidad social que sólo conocen y viven los que trabajan?

¿Hasta cuando los trabajadores seguirán apoyando a los sinvergüenzas que dicen proteger sus derechos, cuando por años no hacen otra cosa que mostrar la hilacha?

¿Hasta cuando los gremios seguirán siendo empresas con intereses propios y paralelos a los que los trabajadores esperan?

¿Hasta cuando se perpetuarán en el poder de esos colectivos que no conducen ni representan a nadie?

Recuperemos la honestidad, la verdad, la confianza, no podemos seguir faltando a la esencia en que se gestaron estos espacios de intercambio, crecimiento y desarrollo tan importantes para la sociedad.

AUTOR:(*) Yamil Sebastián Canelo
E- MAIL: yamilsebastiancanelo@gmail.com

Audio de ésta noticia

No hay comentarios en ésta noticia

Enviar comentario

Su email no será publicado, todos los campos marcados con * son requeridos - A mi Gente Digital no se responsabiliza por los comentarios de terceros, el sitio se reserva el derecho de aprobar o no el comentario

Su comentario ha sido enviado y puesto en la cola de validación